viernes, 30 de marzo de 2012

Apadrinando un libro


Al final me he dedidido a participar en el II concurso Aventarte "Apadrina un libro".
Aquí podéis leer las Bases del concurso. Todavía estáis a tiempo de participar.

Resumiendo mucho, se trata de "apadrinar un libro" que creeis que debería haber tenido mayor repercusión en su momento.
Yo he aprovechado las reseñas que tengo publicadas para participar y está claro que las de los últimos meses las he tenido que descartar, pues aún están a tiempo de tener difusión.

La decisión ha sido difícil.
He estado tentado de escoger La casa del confín de la tierra de William Hope Hodgson, pero he creído que sería difícil hacerse con él.

Así que después de pensarlo un poco, me he decidido por una novela negra que me cautivó en su día y de la que no he oído hablar mucho.
Se trata de Matar y guardar la ropa de Carlos Salem.

Pues nada, si os animáis a participar ya me lo contaréis.
También se aceptan sugerencias de elección. Quizás el próximo año, y con el tiempo suficiente, se podría abrir un tema para que fuérais vosotros quién escogiérais entre mis reseñas.

Otras, ahora que pienso, podría haber participado con Bajo el eucalipto de ése autorucho totalmente desconocido.

lunes, 26 de marzo de 2012

El espíritu del lince de Javier Pellicer


Hacía mucho tiempo que no leía una novela histórica y eso que, en mis inicios como lector solía devorar una tras otras novelas de ese género. Quizás dejé de leerlas al descubrir que las novelas negras me aportaban más emociones, pero os tengo que decir que después de leer El espíritu del lince de Javier Pellicer me lo plantearé de nuevo.

Las novelas históricas son las más vulnerables a las feroces críticas de los lectores, y más si entre ellos se encuentra un entendido en la época donde se sitúa la acción. Yo no soy ningún entendido en historia y por tanto no podré aportar nada al respecto, pero me quedo con las palabras del propio autor en el apéndice de la novela: “El espíritu del lince es una novela respetuosa con la Historia, a pesar de las obvias licencias, que espero sean perdonadas por los lectores y los especialistas”.
Y también considero de una total transparencia que en ese apéndice nos explique algunas de las licencias antes referidas, además de añadir dos extensos glosarios uno de personajes, y otro de topónimos y gentilicios para mayor aclaración del lector.
La Historia tiene lagunas y el trabajo de un escritor de novela histórica es rellenar esas lagunas y hacerlas creíbles para el lector. En mi opinión, Javier lo consigue con creces; hace creíble la historia y lo más importante, la hace sumamente adictiva. Creo que el trío Icorbeles, Alorco y Nistan, los personajes principales de la novela le dan un buen juego a la trama y nos brindan la oportunidad de pasar un rato muy entretenido.
Quizás los más puristas quisieran que todo lo que sucede fuera verídico al cien por cien, pero entonces dejaríamos de hablar de una novela históricas y nos encontraríamos delante de una tesis doctoral.

Javier Pellicer ha hecho un trabajo de documentación encomiable. Se ha empapado de una época histórica de la que se ha escrito muy poco y de ahí el reto, de ahí el riesgo y creo que el acierto. Lo que no entiendo es lo que le ha costado sacarla al mercado habiéndose escrito tan poco sobre la Iberia del S.III a.c. y teniendo la calidad que tiene el texto.
Por el contrario, y por poner una pega, esa gran documentación, que seguro le ha aportado a Javier mil y un datos, ha hecho que nos los quisiera mostrar todos y algunas veces, pocas, el texto sufría con ello. Se tornaba un tanto barroco, sobrecargado, pero como he apuntado, eso sucede en contadas ocasiones.

Una de las cosas que puede sorprender al lector es que está escrita en primera persona. Es el propio Icorbeles, el Elegido por sus Antepasados, el que nos va explicando la historia en lo que serían sus memorias. Eso tiene sus ventajas e inconvenientes. La mayor ventaja es la de sentirse muy próximo al personaje, de ver la historia con sus ojos, de oler la sangre de los caídos; el mayor inconveniente es que en los momentos álgidos de las batallas sepamos de antemano que no puede suceder y le quite un poco de emoción.

Creo que la mayor fuerza de la novela está en sus personajes, bien construidos y bien relacionados. Javier ha sabido explicar la trama con la pausa necesaria dándole en cada tramo de ella la importancia que se merecían unos u otros sin que sus sombras se taparan.
A destacar la relación Icortas-Icorbeles (padre-hijo) y el duro entrenamiento al que le somete desde la frialdad, pero con el cariño; la participación de Carbón el perro de Icorbeles que le da un tono risueño al texto; Icorbeles-Azarbaal, éste segundo contratado por Icortas como protector y maestro particular en el arte de la guerra; Icorbeles-Alorco, la unión de un ibero y un cartaginés como si de hermanos se trataran; y para finalizar la más potente de las relaciones: Icorbeles-Nistan, el amor prohibido de un ibero por una cartaginesa y que en algunos lances puede hacer sufrir a los más románticos.

Como veis, Javier ha querido dotar a su primera novela de múltiples y variados de ingredientes para hacerla llegar al mayor número de lectores, y tratándose de una novela histórica creo que es de agradecer. Seguro que a muchos de vosotros os hubiera gustado que las clases de historia tuvieran otros ingredientes que la hicieran más atractiva.

Además, y en una moda que se comienza a extender y que me está gustando, Javier ha preparado unos relatos post-novela que regala a todos aquellos que demuestren (mediante fotografía en facebook) que son propietarios de la novela. En ellos se ahonda en alguno de los personajes de dicha novela, haciendo las delicias de los que hayan disfrutado de ella.

Sobre el final decir que me ha parecido triste y alegre a la vez, como esos platos donde se mezcla lo dulce con lo salado (A mi personalmente me gusta la mezcla).
Y otro dato sobre el final, no sé yo si Javier nos está anunciado por dónde irán los tiros de su próxima novela.

Y para ir acabando, creo que con la publicación de esta novela se ha hecho justicia con un escritor que lleva muchos años batallándolo y estoy convencido que no será la última que podremos leer de él.
Por todo ello creo que El espíritu del lince merece entrar en vuestras casas, pero como siempre digo, es una recomendación. Ahora os toca decidir a vosotr@s.

Hazte con ella en Ediciones Pàmies

miércoles, 21 de marzo de 2012

Huérfanos de sangre de Patrick Bard


Quizás alguno de vosotros sabrá que en 2002 estuve en Guatemala colaborando con una ONGD en un proyecto humanitario y educativo. Es por eso, que cuando escuché la entrevista que le hicieron a Patrick Bard en la radio con motivo de su visita a BCNegra 2012, no pude resistir la tentación de hacerme con Huérfanos de sangre.

"Me impactó enormemente la historia de una mujer a la que drogaron para poder robarle su hija y, gracias a Sobrevivientes, encontró a los padres adoptivos de su hija en Estados Unidos; les envió una carta y ellos se negaron a devolverla, e incluso a hacer a la niña las pertinentes pruebas de ADN", dice Bard en una entrevista.

Lo que no sabréis muchos, es que desde el mismo momento que pise de nuevo España procedente de Guatemala una idea no ha dejado de torturarme: “tengo que escribir una novela basada en los horrores vividos en aquel país”. Los años han pasado y la idea sigue en mi cabeza, pero no encuentro el momento de llevarla a buen puerto.

Pero dejemos de hablar de mí y hablemos de la novela en cuestión.

Huérfanos de sangre es una novela negra con mayúsculas. No puedo decir que es la típica novela negra, porqué no lo es, pero tiene todos sus ingredientes para enamorar a los amantes del género, pero también para atraer a los que les gustan las historias bien contadas.
Patrick Bard ha realizado un espléndido trabajo de documentación sobre parte de los horrores vividos en Guatemala y ha conseguido plasmarlo sobre el papel de forma satisfactoria.

Quizás penséis que el hecho de haber pisado muchas de las calles que en la novela se describen tenga su efecto positivo en mi reseña, pero, como siempre, intento ser lo más objetivo posible.
Os tengo que decir, que quienes queráis saber algo más de lo que sucede en Guatemala, esta es vuestra novela. Yo he vivido el mismo miedo que los personajes de la novela; he vivido las noticias día a día de los diversos asesinatos que se cometían en la capital; he subido en los autocares de la muerte, rodeado por personajes armados hasta los dientes; y lo que es más importante, he escuchado las historias de las gentes de los pueblos mayas que no salen en los mapas. Patrick Bard consigue ser un buen portavoz en ese sentido.

"Alrededor de cinco mil niños fueron vendidos a Estados Unidos, por un precio que oscilaba entre los 40.000 y los 70.000 dólares (de 30.000 a 52.000 euros)”, afirma Bard en una entrevista.

Siempre tenemos en mente el horror de Ciudad Juárez (México), pero Bard tiene claro, y más sabiendo que él fue el primero en denunciar las matanzas en Juárez, que lo que está sucediendo en Guatemala (y lo que sucedió) supera con creces lo que conocemos de la ciudad mexicana.
La violación sistemática de las mujeres mayas; el robo de esos niños para ser vendido a supuestas organización de adopción; el asesinato totalmente orquestado contra el pueblo mayas, entre otros horrores podrían ser una nuestra de lo que Bard nos explica en su novela.
Y todo ello desde tres voces bien diferenciadas. La primera la de un bombero con aspiraciones de periodista (que hará las veces de investigador); la segunda, la de la familia americana que desesperada recurre a unas de esas organización para una adopción rápida y sin complicaciones; y la tercera, y para mí la más interesante, la de la niña adoptada en edad adolescente.
Todo ello escrito con un buen estilo narrativo, hace que nos adentremos en las entrañas de un país consumido por la violencia, y lo que es peor, sin nada que poder saquear, y por tanto, sin ninguna importancia para los poderosos.

“Antes en Guatemala exportábamos plátanos, ahora exportamos niños”

La frase anterior sería un resumen de aquello que interesa de Guatemala en la actualidad. Y no les falta razón por lo que yo pude vivir.

Bard también consigue pintar el coraje de las mujeres, su obstinación, sus miedos, sus problemas, y su lucha (de las que pueden) por cambiar alguna cosa. Pero ya os puedo adelantar, desde mi experiencia, que son pocas los que pueden llegar a ello.
Patrick Bard nos sumerge en un mundo deshumanizado, donde la vida no tiene valor; donde la ignorancia está a la orden del día por de desinformación; donde todo se puede comprar por unos cuantos quetzales.

Pero no olvidemos lo más importante: es un grito a la humanidad de que algo se tiene que hacer, de que todo tiene que para, de que algo estamos haciendo mal en este mundo globalizado hasta los tuétanos y donde los más débiles cada día lo son más.

En conclusión, un libro que recomiendo desde el corazón, pero también desde mi cabeza negra.

lunes, 12 de marzo de 2012

Lanzamiento editorial de "El espíritu del lince" de Javier Pellicer

Pues hoy es uno de esos días, que como escritor aficionado y ávido lector, me siento contento de publicar la siguiente novedad literaria.

Hoy se pone a la venta la primera novela de Javier Pellicer que lleva por título “El espíritu del lince” y editada por Ediciones Pàmies.

Hace años que conozco a Javier, literariamente hablando, y os puedo asegurar, sin haber leído todavía la novela, que no os va a defraudar. ¿Y en qué me baso? En la lectura de muchos de sus relatos, a cual mejor; a la lectura de su primera novela autoeditada en Bubok “La sombra de la luna”; en los múltiples premios literarios recibidos; en los prólogos que ha realizado para otros autores, y sobre todo en su buen hacer y su constancia a la hora de escribir para llegar a publicar con una editorial seria.
Es por todo ello que, desde aquí, desde Cruce de Caminos, os recomiendo la lectura de “El espíritu del lince”.

Para que os podáis hacer una mejor idea os dejo con la sinopsi de la novela:

“Desde el momento de su nacimiento, Icorbeles es marcado por los dioses como el Elegido. Con esta idea en mente, sus padres comienzan a prepararlo para que se convierta en el líder que unifique todas las tribus de Iberia.
Ese destino lo separa de todos excepto de Alorco y Nistan, dos niños cartagineses que, ante las derrotas sufridas por Cartago frente a Roma, buscan refugio en Iberia. Esa amistad le hace conocer no solo el amor, sino también los planes de conquista de Amílcar Barca, que desea anexionarse las tierras íberas con el fin de seguir plantando cara a los romanos.
Es entonces cuando intenta hacer realidad los presagios anunciados en el momento de su venida al mundo, pero tropieza con los miedos y rencores de las diferentes tribus íberas, que impiden que puedan unirse contra un enemigo común. Aun así, utilizando el ingenio y el valor, Icorbeles está a punto en varias ocasiones de poner fin a un conflicto que amenaza con hacer desaparecer para siempre el mundo que conoce.
Pero los designios de los dioses son esquivos, y no siempre somos capaces de comprender sus mensajes…
Con su primera novela, Javier Pellicer nos sumerge en un momento apasionante de la Historia: la llegada a la península ibérica de los ejércitos cartagineses al mando de Amílcar Barca y su famoso hijo, Aníbal, tejiendo un relato de pasiones y luchas sin cuartel, que desemboca en un final sorprendente.”

Y también con un enlace donde podréis leer el primer capítulo de la novela:

Y el blog de la novela donde podréis encontrar múltiple información:

Seguro que desde Cruces de Caminos os tendremos informados de lo que acontezca, reseña incluida.

No digáis que no os he avisado.

Suerte Javier con el lanzamiento.

viernes, 9 de marzo de 2012

Influencia de Ramsey Campbell


Hace unos meses descubrí, gracias al amigo bloggero Bermer, al magnífico escritor William Hope Hodgson. Por eso, cuando leí que Ramsey Campbell estaba muy influenciado por él, no dudé en leer su novela “Influencia”, novedad en La Factoría de Ideas.
“Influencia” fue publicada por primera vez en 1988 y fue galardonada con el premio British Fantasy en 1989. Es ahora cuando Factoría la rescata del olvido, con muy buen criterio a mí entender, pues no me ha defraudado en absoluto. Quizás no veremos en esta novela la mano de Lovecraft, autor que leyó desde pequeño, pero si claramente el horror, el terror, que destila W.H.Hodgson en sus escritos, y de ahí que mi valoración sea muy positiva.

¿Y qué es lo que podemos encontrar en “Influencia”?
Uno de sus puntales es la buena definición de sus personajes, y en concreto de los dos principales: Queenie y Rowan.
Queenie es la abuela de Rowan y, viendo que su final está cercano y todavía tiene muchas cosas pendientes, utilizará a la niña como puerta de entrada al mundo de los vivos una vez muerta (o no). Así que de primeras tenemos que estar predispuestos a leer sobre fenómenos sobrenaturales. A mí por definición me podría cansar un poco el tema, pero en este caso creo que el escritor lo hace con tal sutileza, que casi sin darnos cuenta nos vemos envueltos en una trama totalmente creíble. Al final la cosa se desmadra un poco, pero era de esperar y no hace chirriar demasiado al conjunto.
También veremos como Queenie envenena la vida de todos los que la rodean, haciéndola casi insoportable para algunos creándoles traumas casi insuperables, pero no para Rowan. La pequeña le tiene un gran amor y respeto. Para ella todo es como un juego. Al igual que lo es su diario, de suma importancia en la trama de la novela, y que nos irá presentando durante toda la lectura haciéndonos sonreír en algunos momentos, que siempre viene bien, y más en una novela con tanta carga psicológica y de tantas tensiones entre los personajes. Y es que Campbell nos habla de un horror inherente al ser humano, en un intento por remover algo en nuestro interior, y por tanto, de hacernos disfrutar con su lectura.

Por otro lado, en “Influencia” podemos comprobar como Ramsey Campbell es un gran arquitecto de ambientes y por ello creo que la novela se podría etiquetar dentro del género fosco. Desde las primeras páginas podremos sentir ese temor, ese miedo, que flota en el ambiente, que nos irá envolviendo y que capturará a Rowan.

Otro punto interesante será cuando Rowan conozca a una nueva y extraña amiga, Vicky. Será entonces cuando la familia de Rowan se verá en la obligación de cuestionar si la influencia de la amiga es positiva o no en su hija y donde se generarán las primeras controversias entre los familiares, tantas que incluso llegan a pensar en la locura de alguno de ellos.

Uno de los momentos más tensos de la novela y con más carga emocional, es el viaje que deberá realizar Rowan en solitario por los parajes de Gales. Creo que el autor ha sabido captar a la perfección la aflicción que debería sentir la niña en esa especie de prueba que deberá pasar. Según he podido leer el tema de la gente que no encuentra su camino es bastante recurrente en las novelas de Campbell y de ahí que también destaque en esta.

Quizás la trama no aporta ninguna novedad al panorama literario por su argumento, pero creo que sí su autor y la forma que tiene de contarnos las cosas. Es por eso que creo que Ramsey Campbell es un autor a descubrir y no solo por “Influencia”.

martes, 6 de marzo de 2012

Tú eres el mal de Roberto Costantini


Tú eres el mal es la ópera prima de Roberto Costantini y podemos decir que no se ha puesto por poco, ya que nos presenta una extensa novela plagada de tramas y subtramas que puede hacer las delicias de aquellos que gustan de leer pausadamente.

Lo que más me llamó la atención cuando tuve la novela en las manos, creo que un buen acierto editorial, es que existe una edición especial con una sobrecubierta a modo de espejo donde podemos ver nuestra cara reflejada en la portada, y claro, con el título de Tú eres el mal. Podríamos decir que esa sería una primera metáfora del libro. ¿Está realmente el mal dentro de nosotros? ¿Es el mal inherente a los humanos? ¿Cualquiera de nosotros podríamos ser partícipes de la trama que se nos presenta?
La segunda metáfora es esa imagen de un hombre invisible sobre un fondo con distintos tonos de rojo (pero no se puede explicar mucho más para no generar spoiler).

Otra de las cosas que llaman la atención una vez iniciada la lectura en sus primeras páginas, es la definición del personaje del comisario Balistreri. Siempre nos esperamos un tipo serio, enganchado a su trabajo, con pocas relaciones sociales, solitario, pero aquí es todo lo contrario. Balistreri es un mujeriego, bebedor, jugador de póker, trasnochador. Así que durante las primeras cincuenta páginas estuve un poco perdido intentando ver hacia dónde nos llevaba todo y no muy convencido que Balistreri y yo llegáramos a ser amigos. Hasta que conocemos a la bella Elisa Sordi que nos dejará tocados con su belleza, al igual que al comisario,  y con su desaparición la noche en que la selección italiana ganaba el campeonato mundial de futbol celebrado en España (sí, el del Naranjito). Es ahí cuando comienza un buen momento de la novela, donde el lector de novela policiaca disfruta de la investigación, de los interrogatorios, y donde el comisario deja sus sorprendentes facetas de lado para centrarse en el caso.

Llegados a la página 150, el autor nos hace dar un salto en el tiempo, desde 1982, año en el que sucede lo anterior descrito, al 2005, en una vuelta a empezar de la trama, como si la novela comenzara de nuevo.
Nos encontramos con un Balistreri más viejo y un poco separado de sus antiguos vicios. Aquí entraran en juego diversos compañeros, creo que excesivo ya que le quitan el protagonismo al propio comisario. La novela se torna un poco lenta, incluso he perdido un poco el interés que me generó la investigación del caso Sordi, y durante muchísimas páginas he estado esperando que el caso volviera a germinar; y lo hace.
De nuevo la misma sensación de vértigo en esa fase que la comentada al inicio del caso Sordi. El buen hacer del comisario es sus visitas e interrogatorios me engancharon de nuevo a la novela para llegar hasta un, a mi entender, manido final.
Esperaba mucho más de ese final, aunque entiendo que era difícil ligar tantas subtramas a la vez sin que nada chirriara y de ahí que os pueda gustar a vosotros.

“Si la primera vez las cosas hubieran sido de otra manera, tal vez no habría matado a todas las demás. Al principio me lo preguntaba muchas veces. Después de tantos años ya ni siquiera sé a cuántas he matado, y la pregunta ha cambiado: sería un ser mejor si sólo la hubiera matado a ella, en un único momento de locura?”

Pero Roberto Costantini no escribe una simple novela policiaca. Nacido en la Libia italiana, no deja títere con cabeza a la hora de señalar a los culpables del conflicto racial en Italia. Una de las subtramas de la novela trata de eso, de cómo el gobierno intenta por todos los medios buscar la excusa, la forma de expulsar del país a los gitanos, rumanos y demás inmigrantes, en una limpieza sin precedentes.
Tampoco se queda corto con la corrupción policial, el blanqueo de dinero o la sobreprotección con la que cuenta el Vaticano y todo aderezado en medio del éxtasi de la consecución de dos mundiales de futbol por parte de la selección italiana.

Como podéis comprobar una novela cargada de ingredientes para ser devorada: un crimen sin resolver, la oscura mano del Vaticano, tráfico de drogas, discotecas con reservados, salas de juego de azar, prostitución, inmigrantes desamparados por la ley y señalados por todos como causantes de los problemas,..., y todo visto a través de los ojos del comisario Balistreri.
Ahora está en vuestras manos dar el paso o no de saber si el mal está dentro de vosotros o no.

viernes, 2 de marzo de 2012

Momento #29: sobre el inconsciente colectivo

Hace días que os tengo un poco abandonados. El trabajo aprieta. Tengo muchas entradas vuestras sin leer. Intentaré ponerme al día en la medida de lo que pueda. 
Tenía ganas de publicar y he tirado de un Momento que tenía guardado desde hace unos meses.

El Momento que os traigo hoy me ha hecho pensar mucho. ¿De qué manera aprendemos algo que nunca nos enseñan?
Y creo que eso puede entroncar perfectamente con la función de nuestro progenitores. Son ellos los que nos enseñan sin enseñan con sus gestos, con sus acciones, con sus formas,...
¿Y vosotros que opináis del inconsciente colectivo?

"-¿Qué es el inconsciente colectivo?
-[...]dice que todo el mundo comparte un conjunto de recuerdos inconscientes que pasan de generación en generación[...]
Actúan como una especie de patrón que influencia la conducta humana y hace que la gente reaccione, casi instintivamente y de la misma forma, ante algunas situaciones. Por ejemplo, puedes viajar a cualquier lugar del planeta donde sus habitantes no compartan tu misma cultura o tu mismo idioma, y , automáticamente, tomarán una sonrisa como un signo de alegría y felicidad. [...]
Y ahora, pregúntate por qué. ¿Cómo es posible que gente de diferentes culturas de todo el mundo interpreten ciertas cosas de la misma forma?
-No lo sé.
-Porque todos estamos interconectados por el inconsciente colectivo que responde a esos estímulos.[...]"

Extraido de "Mar muerto" de Brian Keene