jueves, 28 de noviembre de 2013

Persecución a ciegas de Jesús Roche

 SINOPSIS
Algunas mafias ucranianas operan con impunidad en Barcelona. Todo va bien hasta que un día dos individuos son víctimas de un fortuito accidente de tráfico y ya nada es lo que parecía. 

Esos dos personajes son detenidos y una vez en la cárcel logran escapar. Todo el mundo va detrás de ellos: la policía y los mafiosos. Tienen en su poder un misterioso libro de contabilidad que puede desvelar el secreto del modus operandi de las organizaciones criminales en cuestión y de las implicaciones de ciertos cargos policiales. 

Sin embargo, existe un detalle con el que nadie contaba: los dos prófugos son amnésicos y no recuerdan quiénes son ni dónde demonios se encuentra el susodicho libro. 

Dar con ellos y recuperar su memoria es la clave.




Otra novela que me ha sorprendido gratamente nada más empezar a leerla.
Su primer capítulo es de esos que recuerdas durante mucho tiempo, con una fuerza narrativa brutal, con ese toque kafkiano de no saber que está sucediendo, pero de engancharte, y seguir leyendo para poder saber que ha sucedido.
Persecución a ciegas es un título genial; un título que da sentido a la novela y que nos explica cosas de ella, así como la portada, y que de la mano de ese primer capítulo se hace casi irresistible. No leáis el primer capítulo sino queréis caer en las redes de Jesús Roche y Editorial Alrevés.

Persecución a ciegas es una novela negra, rápida, precisa, directa, intrigante, asesina, justiciera, vengativa, dinámica, kafkiana, e incluso le caben algunos toques de ese humor negro que tan bien le sienta a una novela negra.

Persecución a ciegas es un nuevo triunfo de Alrevés que no se cansa de editar primeras novelas de autores poco conocidos en el mundo negro y criminal, pero con la suficiente solvencia para crear una historia que devorar, como es el caso.

Y yo sigo enamorado de esta edición tan especial que nos ofrece la editorial, que debo dejar claro que no es de bolsillo, y que con esa portada y hojas flexibles ayudan a la lectura del libro. Y comento esto, pues llevo unas semanas leyendo críticas al respecto y por ello quería defenderla por ser diferente y por ser práctica a mi entender.

Y de nuevo en la novela.
Se nota que su autor es dramaturgo. Sabe dotar las escenas de todo el encanto del teatro (que no os lleve a equívoco, no digo que sea leer teatro, digo que las escenas están bien dibujadas). Uno se puede imaginar la escena a la perfección, las imágenes están trabajadas para que el lector las pueda ver como si estuviera en una butaca de teatro.
Y que decir de los diálogos, tan importantes en el teatro y tan bien trabajados en la novela dándole el ritmo adecuado a la misma.

Y sobre la trama, y como siempre, sin meterme mucho en ella, creo que es divertida, que da juego, que es interesante y sobre todo hace pensar en el: y si fuera así realmente.
Jesús sabe además ir explicando lo justo, a poquitos, durante toda la novela para no quemar los cartuchos al principio y hacer que decaiga al final. Creo que la intensidad se mantiene bastante bien durante toda la novela (quitando esos dos primeros capítulos que son de órdago), y todo ello aliñado con dos personajes principales que iremos conociendo casi a la vez que se conocen ellos.

Persecución a ciegas vuelve a demostrar que la novela negra es el mejor género para representar la sociedad actual y sobre todo para gritar bien alto que existen injusticias y tramposos que deben estar entre rejas.
Publicar un comentario