jueves, 9 de febrero de 2017

#Reseña: La escritora - Carmen Conde

 SINOPSIS
Brillante, hiperactiva y marcada por una infancia traumática, Lucrecia Vázquez trabaja como «negra» literaria para una gran editorial y convive como puede con el síndrome
de Tourette, que le provoca multitud de tics. Ha construido un mundo a su medida dentro de las cuatro paredes de su apartamento de Barcelona, del que apenas sale.
Cuando la escritora de best sellers Dana Green aparece salvajemente asesinada en su propia casa, la policía pronto descubrirá que Lucrecia había recibido el encargo de escribir el nuevo libro de la famosa novelista, que en el momento de su muerte estaba sumida en una profunda crisis creativa.

La investigación pronto descubrirá un complejo entramado de traiciones y engaños dentro del mundo literario, al tiempo que la propia Lucrecia, en quien recaen buena parte de las sospechas, se ve obligada a vencer sus miedos y limitaciones para iniciar sus propias pesquisas.




«Ahora cualquier imbécil se baja cuatro informaciones de google y teclea trescientas páginas que vende a peso...».

Hacía tiempo que no me adentraba en la lectura de una novela negrocriminal que en un principio parece mucho más suave, de esas que muchos señalan como las causantes de desvirtuar el auténtico noir y que han generado más de una enganchada mediática.
También decidí un día que me tenía que quitar los prejuicios y dejar de señalar a unas y otras como más negras o menos negras y disfrutar con el género en general.
Anna Maria Villallonga y Empar Fernández me ayudaron mucho cuando escribieron sendos artículos en los que explicaban que sus novelas podrían considerarse gris asfalto: ¡Y qué! , añadían.
Y eso digo yo: ¡Y qué! Las he leído a las dos y son fantásticas e incluso la segunda sale en alguna quiniela como merecedora del Hammett.
Con todo esto que os quiero decir, que con La escritora me lo he pasado muy bien, que es una novela muy entretenida y que ya le podéis poner la etiqueta que queráis.
Que sí, que me gustan mucho más las novelas más oscuras, más sucias, más duras, pero cuando una trama está bien desarrollada y cuando el tempo es el adecuado a mí como lector me convence.

«el mundo editorial cada día se parece más a la televisión [...] la televisión está sometida al share, nosotros también lo estamos a la maldita lista Nielsen».

Y como podéis comprobar por los extractos una de las cosas más interesantes de la novela es la crítica que hace la autora desde muchos puntos de vista del mundo editorial: ahondando en el concepto de los negros literarios y también en los escritores que publican bajo seudónimos, del vender por vender, del aprovechar incluso una muerte para escribir un libro póstumo que todavía no estaba ni en la mente de la autora...
Leyendo la novela me preguntaba si realmente existían tantos negros literarios de autores famosos e incluso si Carmen Conde fue una negra literaria, pues parece conocer muy bien todo el sistema.

«llegarás a tu destino aunque viajes muy despacio».

Otro de los atractivos, bastante bien descrito, es que uno de los personajes principales tenga el trastorno de Gilles de la Tourette cosa que siempre ayuda a conocer un poco más dicha enfermedad, a concienciar sobre ella y poder comprender algo más todas las dificultades que pueden llegar a tener los que lo padecen.

Ah y el punto de los asesinatos tiene su qué. Creo que muchos sentiréis verdadera repulsión. Muy macabro, pero genial para darle un toque a la lectura.

Supongo que el germen principal de la novela fue inspirado por un turbulento caso descubierto hace poco y del que poca cosa se puede decir para no estropear la lectura. Seguro que cuando lo leáis diréis: ese.

Y para cerrar.
A muchos lectores no les gustan los finales abiertos como he podido comprobar en los comentarios que se le hace a mí antología de relatos, El principio del fin, donde la que la mayoría de ellos tienen finales abiertos. Eso también pasa con esta novela y os he de decir que a mí sí me gustan mucho los finales abiertos en los que el lector después de cerrar el libro y ha de tomarse un momento de pausa y pensar como sigue la historia.



Título: La escritura
Editorial: Ediciones B
Páginas: 356




COMIENZA A LEERLA


Publicar un comentario