cookieOptions={close}; CRUCE DE CAMINOS: #Reseña: La curación - Miguel Córdoba

martes, 9 de octubre de 2018

#Reseña: La curación - Miguel Córdoba

Creo que cuando te enfrentas a una lectura como La curación de Miguel Córdoba te haces grande como lector.
Además la novela se inicia con un magnífico prólogo del genio vigués Darío Vilas. Se saca de la manga un espectacular relato que te deja con la boca abierta; te mete de lleno en lo que será la novela haciendo subir la temperatura de la lectura al punto óptimo.
Conseguida la temperatura adecuada para iniciar la lectura, el autor escribe un inteligente primer capítulo que nos servirá de enganche emocional con la lectura. Ya sabes a lo que te enfrentas o a la que te enfrentarás. La novela no sería la misma sin ese prólogo ni ese primer capítulo. Incluso diría que podría ser una novela fallida, pues después de ese inicio la novela comienza a caminar a paso lento y muchos lectores se podría poner nerviosos si no fuera por la promesa de la que vendrá y por la aparición de Dios.

«¿Quieres que someta a Dios a una terapia antidepresiva?».

Le tenía mucho respeto a la lectura después de haber leído su anterior novela Ciudad de heridas (El Transbordador). Recordaba que Miguel Córdoba es tan imaginativo qué provoca que el lector este cien por cien alerta para disfrutar al máximo de su lectura. Me encantan los autores que son exigentes con sus lectores y el malagueño lo es.

Como comentaba, después de ese prólogo y ese primer capítulo la novela toma un tiempo diría que incluso tranquilo, sosegado, relajado. La novela va fluyendo y tú sabes que te espera el gran meollo. Además, se van alternando capítulos de dos escenarios muy diferentes. Uno, el de nuestra protagonista, que diríamos es el mundo normal, aunque de normal veréis que no tiene nada, pues van sucediendo cosas propias de una novela de género fantástico surrealista con toques de terror. Y un segundo en el que encontramos a Dios, ya os aviso que os llevaréis muchas sorpresas en ese escenario, hablando con un psicólogo. El primero es el escenario que va navegando, el segundo el que te va golpeando. Pasado la mitad de la novela será el primero el que nos golpeará, y de qué manera.

Estoy convencido que un canal televisivo como Syfy debería comprar los derechos de esta novela y llevarla a la gran pantalla sea en forma de película, pero veo mucho más una serie.

«—La agenda de la vida adulta suele estar siempre llena de excusa.
—Sí, llena de simulacros y ocupaciones que os hacen más llevadera la existencia. No os atrevéis a vivir».

Sigo siendo un gran fan de las notas de autor al final del libro. En este caso, la nota de autor engrandece toda la novela, pues Miguel Córdoba nos explica muchos de los entresijos que han llevado a La curación a convertirse en la novela que es. Me he quedado gratamente sorprendido viendo de dónde pueden llegar todas y cada una de las ideas que componen una novela y como el autor las une formando un gran puzle.

«Recuerda que yo no soy más que la necesidad que tuvo un niño de imaginarme para no sentir el miedo a la soledad».

Una novela exigente como La curación debe tener diversas lecturas y además a diversos niveles.
Puedes empezar, así lo recomiendo, la novela como haces con muchas dejándote llevar. Y así podrías llegar al final de la lectura y sería una lectura, estoy convencido, muy satisfactoria.
Pero también puedes hacer una segunda lectura observando los detalles que hay tras la novela como el concepto filosófico que tenía Jean-Paul Sartre y que años más tarde derivará en El Gran Hermano. También podemos observar la crítica que se hace de la sociedad actual y su consumismo. Vamos haciendo pasos hacia una superpoblación que está arrasando con todo. ¿Qué quedará? ¿Es sostenible?
Y por último, no menos importante, el acoso escolar. El ser diferente y cómo se vive siendo así.
Seguro que encontraréis muchos más temas que se tocan en esta completísima novela.

Y como colofón: la banda sonora. La novela está plagada de buenas canciones, pero sobre todo de un grupo del que soy fan: The Cure.


Editorial: Ediciones El Transbordador

Páginas: 305

 SINOPSIS

Magie Anderson nació con una característica muy particular: tiene un hilo negro atado al dedo anular de su mano izquierda. Juega a enredarse con él y dibuja siluetas misteriosas sobre la mesa del salón. Con el tiempo descubrirá por qué arrastra ese hilo y la patológica obsesión que hay al otro extremo.


En esta historia de terror surrealista los fantasmas se refugian en tambores de lavadora para no tener que afrontar el desasosiego del Más Allá y Dios es una niña de nueve años que vive dentro de una urna de cristal en una base secreta de Nebraska. Por cierto, lleva meses sufriendo una grave depresión y demostrando preocupantes tendencias suicidas. En el mundo de La curación las máscaras son más sinceras que los rostros que ocultan y los pensamientos, cuando son intensos y persistentes, monstruos gigantes hambrientos de odio y soledad.






¿TE GUSTA ESCRIBIR RELATOS? Cruce de Caminos busca los mejores relatos para publicarlos en una antología. Toda la información en PROYECTO EDITORIAL CRUCE DE CAMINOS


¿Te gusta Cruce de Caminos? ¿Quieres seguirme como escritor? ¿Quieres participar en sorteos exclusivos?
Subscríbete a mi lista de correo y descubre sus ventajas




¿TE GUSTARÍA ESCRIBIR/COLABORAR EN CRUCE DE CAMINOS? Se buscan colaboradores para el blog.
Publicar un comentario